viernes, 18 de febrero de 2011

Crear un hábito deportivo adecuado en los niños.

En edades tempranas es importante introducir al niño en el hábito deportivo, pero lo importante es que se divierta y disfrute.

Beneficios de la práctica deportiva en los niños/as:

1- Introduce al niño en la sociedad.
2- Le enseña a seguir reglas.
3- Le ayuda a superar la timidez.
4- Canaliza su energía e impulsos.
5- Le ayuda a ser más colaborador y menos individual.
6- Le hará reconocer y respetar que existe alguien que sabe más que él.
7- Mejora la coordinación.
8- Desarrolla sus posibilidades motoras.
9- Favorece su crecimiento.
10- Puede corregir posibles defectos físicos.
11- Potencia la creación y regularización de hábitos.
12- Desarrolla su placer por el movimiento.
13- Estimula la higiene y la salud.
14- Le enseña a tener responsabilidades.

¿CUÁL ES EL DEPORTE MÁS ADECUADO PARA TU HIJO?

Existe un deporte para cada edad, para cada tipo de personalidad, y para cada necesidad que tengan los niños.
En niños tímidos, les favorecerán los deportes en equipo porque le ayudará a socializarse. A un niño perezoso le sería mejor un deporte individual porque le obligaría a esforzarse.
Niños y niñas comparten deportes y cada vez hay menos diferencias.

La eleccion del deporte a practicar debe ser entre padres e hijos, sin obligar al niño a practicar uno que no le guste.


3-5 años de edad

 Es muy aconsejable la natación, donde desarrollará la coordinación, la resistencia, la disciplina, y la relación entre el esfuerzo y el resultado.

5-7 años de edad

En esta edad es importante la diversidad y variedad de la práctica deportiva proporcionando una base grande de diferentes capacidades. Sería muy bueno trabajarlo a través de un taller de deportes donde el niñ@ pueda ir vivenciando diferentes modalidades deportivas tanto en grupo como individuales.
8-9 años de edad
En estas edades, muchos niños empiezan a elegir aquel deporte que más les gusta y mejor se les da.

Tenemos un gran abanico:
Deportes de equipo para favorecer las relaciones sociales y coordinacion (voleibol, baloncesto, futbol)
Deportes para niños inquietos, ágiles y trabajadores, como el atletismo y natacion.
Deportes individuales para niños perfeccionistas y con autocontrol  (gimnasia deportiva, el tenis infantil, o las artes marciales).
Para niños fuertes y con buena forma física, se puede optar por deportes como el rugby.
Para niños muy ágiles, el esquí en nieve o en el agua podría ser una buena elección.

En todos los casos, lo mejor es solicitar la orientación de un profesional, que sabrá desarrollar las habilidades motrices del niño/a en cada edad y evaluar la manera ideal de la práctica deportiva del niño o niña.

Para finalizar destacar que las competiciones deportivas son un estímulo y motivación en los niños para seguir practicando deporte , pero al fin y al cabo lo más importante es crear un hábito deportivo saludable durante la niñez, adolescencia y vida adulta. Es una pena cuando los niñ@s dejan de practicar deporte porque se cansan de duros entrenamientos, acaban aburriéndose y ya nunca vuelven a practicar deporte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada